EL ROVER DE TOYOTA QUE EXPLORARÁ LA LUNA

Soporte técnico. Concepto, Internacional

Japón se ha marcado el objetivo de enviar seres humanos a la Luna a medio-largo plazo. Y Toyota, uno de los grandes fabricantes del país del sol naciente, esta dispuesto a poner su granito de arena.

 

La Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (JAXA) y Toyota Motor Corporation anunciaron hace unos días un acuerdo “para considerar la posibilidad de colaborar en la exploración espacial internacional”. Como primer paso, JAXA y Toyota presentaron los primeros bocetos de un rover presurizado y específicamente diseñado para circular sobre la superficie lunar.

El vehículo en cuestión utilizaría un motor eléctrico de pila de combustible. Incluso con la cantidad limitada de energía que se puede transportar a la Luna, la tecnología le daría al rover un rango de autonomía de más de 10.000 kilómetros.

Según el vicepresidente de JAXA, Koichi Wakata, la agencia planea lanzar un vehículo de este tipo al espacio en 2029, esperando que las misiones de exploración lunar se realicen en la década de 2030. El rover lunar presurizado de Toyota tendrá que lidiar con condiciones extremas en la luna, donde la gravedad es una sexta parte de la de la Tierra y el terreno es especialmente accidentado (cráteres, acantilados, colinas…) Además, tendrá que soportar condiciones de radiación y temperatura que son mucho más duras que las de la Tierra.

Los únicos detalles publicados sobre este vehículo se refieren a su tamaño: 6 metros de longitud por 3,8 metros de altura, con un habitáculo de 13 metros cúbicos en el que alojar a dos personas de manera regular y cuatro personas en situaciones de emergencia. También podemos ver que tiene seis ruedas, todas probablemente impulsadas. La idea, ambiciosa pero factible, está sobre la mesa, ahora sólo hace falta ver si se podrá hacer realidad en el plazo previsto.

Visto en Bolsamanía